Si es la primera vez que escuchas hablar sobre los succionadores femeninos debes saber que te estás perdiendo de mucho. No solo se trata de un mero mecanismo para obtener placer, sino que además ha supuesto todo un revuelo sobre el tema.

La sexualidad femenina, y sobre todo la masturbación de ellas, ha sido siempre objeto de un enconado tabú. Aunque aún queda mucho por recorrer es innegable que se ha avanzado mucho en este aspecto. 

Los succionadores de clítoris han llegado para quedarse y pueden darte todo el placer que buscas ¿quieres saber cómo? Lo hemos visto en diversos artículos de Información y noticias

¿De qué va el famoso succionador para mujer?

Los succionadores femeninos no son un vibrador o un dildo, es lo primero que debes entender. Su mecanismo está enfocado para estimular el clítoris y no requieren de penetración vaginal para ello.

Esto supone abandonar la forma fálica o al menos ampliar los límites en lo que se refiere a concepción y diseño. Además, finalmente supone abandonar la tan repetida pregunta sobre el impacto del tamaño.

Además, gracias a su extraordinaria efectividad ofrece un placer mecánico de manera tal que no exige de un estado mental específico para su utilización. De hecho, el succionador femenino de moda ha logrado esto precisamente porque muchas lo utilizan como un relajante de efecto inmediato ¡solo tarda un par de minutos en procurar un orgasmo pleno!

Evidentemente no sustituye el sexo en sí y puede ser utilizado incluso en pareja. Como cualquier otro juguete erótico, el límite lo pones tú al disfrutar con tu cuerpo.

Lo interesante es que los fundamentos de estos succionadores femeninos implican todo un nuevo abanico de posibilidades culturales y comerciales. Asimismo, brindan interesantes discusiones sobre el derecho al placer femenino y en cómo se ha abordado hasta ahora.

¿Qué hace tan especial a los succionadores femeninos? 

Ahora bien, ¿un succionador femenino cómo funciona? Evidentemente trabaja sobre el clítoris, ese centro de placer tan increíblemente sensible. Pero ¿cómo lo hace?

Múltiples modelos, como los que ofrecen las tiendas de vanguardia como Cajón de los deseos pueden funcionar de maneras distintas para lograr el mismo efecto. La idea es replicar una sensación semejante a la de recibir sexo oral en el clítoris, especialmente mediante el efecto de succión.

Este se logra mediante la vibración de una membrana que no toca directamente el clítoris, sino que genera un cambio de presión oscilante y ondas vibratorias estimulantes. De esta manera, el succionador para mujeres puede sonar amenazante, pero es un verdadero avance de ingeniería pensado para la satisfacción verdadera de cualquier mujer.

Por otra parte, si lo que te preocupa es saber del succionador femenino cómo se utiliza lo fundamental es liberarte de prejuicios y experimentar con tu cuerpo. Sigue las indicaciones del modelo que has escogido y una vez hallas encontrado la posición

Tipos de succionadores femeninos

Los primeros que destacan, por supuesto, son los que se dedican por completo a esta acción. Suelen ser silenciosos, compactos e impermeables. 

Son de los más populares y los de todas las gamas y colores. Incluso existen modelos que funcionan con ondas ultrasónicas para una experiencia mucho más intensa e integral.

Por otra parte, también puedes encontrar modelos que combinan dos o más funciones. Por ejemplo, algunos combinan el uso de lengüetas o vibración directa junto con la succión y otros incluso prevén cierta penetración.

Asimismo, algunos productos hacen más énfasis en el uso directo y otros para ser utilizados con tu pareja, sea hombre o mujer. 

No pongas freno a tu imaginación cuando de tu placer se trata. Lo más importante es que encuentres el modelo más cómodo para ti y que te brinde el máximo de satisfacción.