El ámbito de los juguetes eróticos sigue creciendo y los masturbadores para hombres son un claro reflejo de ello. Cada vez está más cerca el día en que la masturbación deje de ser un tabú y pase a ser un acto fisiológico más, necesario para la salud de todo ser humano. 

Aunque los hombres son los que menos han sufrido esta limitación, en lo que a juguetes sexuales se refiere aún queda mucho por explorar. ¿Conoces todo lo que esta industria tiene para ofrecerte?

La masturbación para hombres y mujeres

El sexo es una necesidad humana fundamental. No se trata solo de la mera reproducción de la especie, sino que tiene que ver, y mucho, con la propia realización como persona. No todos los individuos son iguales, pero todos requieren explorar y definir su propia sexualidad para vivir bien.

Esto no se limita solo a lo que puedas hacer con tu cuerpo, también puedes utilizar una amplia gama de objetos para llevar la experiencia a otro nivel. La masturbación es precisamente una de las mejores formas para alcanzar este autoconocimiento. 

El cuerpo de hombres y mujeres no es igual y debe ser tratado atendiendo sus diferencias. La gente del Cajón de los deseos sabe esto muy bien y por eso te brindan toda una amplia gama de juguetes y accesorios para escoger. Desde masturbadores para hombres hasta succionadores femeninos, hay mucho para elegir. ¿Qué te detiene?

Tipos de masturbadores para hombres

En el caso de los hombres, los masturbadores más populares son los que replican el acto sexual en sí. Mas concretamente buscan emular alguno de los tres tipos de penetración: Vaginal, oral y anal.

Ahora bien, la forma de conseguirla varía mucho de un fabricante a otro y con los avances tecnológicos siempre se logran nuevas innovaciones en el área. Estos son algunos de los tipos más comunes que puedes encontrar.

Tubo

Definitivamente los más conocidos y populares, estos son de los masturbadores para hombres más clásicos. Básicamente se trata de un envase con uno o varios orificios para ser penetrados. Se encuentran diseñados para replicar ciertas sensaciones en el pene al introducirlo.

Varían mucho en cuanto a tamaño y pueden ir desde hiperrealistas hasta diseños prácticos y funcionales. La mayoría deben ser movidos con la mano, pero muchos involucran tecnología que brinda movimientos automáticos.

Siendo de los equipos más comúnmente utilizados, podrás encontrar muchas funciones adicionales como simuladores de calor y hasta sonidos excitantes.

Muñecas

Estas también son uno de los clásicos del sector, pero sus precios son de los mas amplios del mercado. Puede ser desde las económicas inflables hasta las hiperrealistas de lujo hechas a medida.

Están diseñadas para ser lo mas cercano a tener sexo con otra persona y buscan simular todo lo que implica el contacto humano. Como masturbadores para hombres destaca sobre todo la incorporación de orificios especialmente pensados para ser penetrados, con todas las implicaciones del caso.

Asimismo, también existen varias muñecas que no replican todo el cuerpo sino solo algunas de las partes. Todo en aras de la comodidad y de acuerdo a los gustos de cada quien.

Huevo

Este tipo de masturbador masculino merece una mención especial pues más que tratarse de un aparato consiste en un material con un diseño particular. Gracias a su elasticidad y forma particular ofrece la posibilidad de una masturbación diferente y placentera sin muchas complicaciones. 

Succión

Finalmente, tal vez los dispositivos más innovadores son aquellos que no solo dependen de la textura, la vibración o la temperatura, sino que adicionan otros elementos. Tal es el caso de los masturbadores que replican la sensación de succión tan excitante durante el sexo oral.